banner Teatre Liceu oct 2022

exprimida1

LIFE IN PROCESS 

Vida y creación escénica se entremezclan en ‘Exprímeme’, de Sharon Fridman, obra que celebra los 15 años de su compañía y se estrena esta semana en Teatros del Canal. Hablamos con él…

 

Texto_BEGOÑA DONAT Fotos_ALEGRE SAPORTA

Madrid, 30 de octubre de 2022

La madre del coreógrafo israelí anclado en Madrid Sharon Fridman se llama Ina y sufre una malformación llamada Arnold Chiari, por la cual el tejido cerebral se extiende hacia el canal espinal. La afección la mantiene en una búsqueda continua de equilibrio que pasa por tocar otro cuerpo o un objeto que le sirva de referencia para detener la sensación de zozobra. Como consecuencia, desde los seis años, el coreógrafo se acostumbró a buscar centros de gravedad que les ayudaran a desarrollar juntos las tareas diarias. A su llegada a Madrid, esa rutina terminó conformando la espina dorsal de su creación. La base técnica de las obras de Fridman se basa en una metodología que ha acuñado como INA, una práctica donde el cuerpo trabaja en busca de estabilidad creando movimiento. Su nueva entrega se titula Exprímeme (Life in process) y celebrará sus quince años de contact esta semana, del 3 al 5 de noviembre, en los madrileños Teatros del Canal.

Según sus propias palabras, “se baila según se vive, y se vive según se baila”. ¿Qué le llevó a sublimar el síndrome de su madre en arte coreográfico?

Cuando llegué a España con 24 años, después de trabajar mucho tiempo en Mayumaná, me pregunté a mí mismo qué es lo que podía regalarle a la danza, cuál era mi especialidad. Y ahí surgió mi pasión por el contact. Ahora lo relaciono claramente con lo que viví en mi infancia. Tomé los hábitos que desarrollé con mi madre y los convertí en ejercicios con bailarines que tenían capacidades corporales mucho mayores que ella. A partir de esas pautas creé un lenguaje del que parten mis coreografías. La dramaturgia siempre está escondida en la propia vivencia del cuerpo con su equilibrio. Para mí es una metáfora de lo que es la vida.

¿Qué aportan los intérpretes?

Sobre el escenario estamos Arthur Bernard Bazin, Melania Olcina y yo. Exprímeme contiene un diálogo textual y corporal sobre la práctica y la vida de cada uno. Son bailarines con los que estoy trabajando desde hace diez años. De hecho desarrollé la práctica con ellos, así que son los primeros que también la entienden en su vida. Como resultado, hablamos de la metodología pero también de dónde linda con lo personal. Por ejemplo, cuando le pido a Arthur que cree un centro de gravedad, él me contesta que le cuesta forjar centros en su vida con otras personas.

 

exprimida2

 

Anualmente desarrolla entre ocho y nueve obras para diferentes compañías. Sin ir más lejos, me habla desde Panamá. ¿Cómo varía el proceso creativo cuando trabaja con extraños?

Las dos primeras semanas no puedo crear, he de recrear la práctica con los bailarines para empezar a componer. En su creatividad están atados a las pautas y trabajan con los pilares de INA.

¿Qué rol juega la vulnerabilidad en Exprímeme?

En Exprímeme estamos mostrando nuestros conflictos, las vivencias cuando estamos creando una obra en el estudio. Siempre digo que cada creación es una oportunidad para intentar llenar el hueco que hay en mi corazón roto. Todos enfrentamos situaciones en algún momento de la vida que pueden generar un trauma. A partir de ese instante todo pasa por llenar ese vacío. Cada creación es para mí una nueva tentativa. La obra trata sobre cómo convivimos con esos fracasos, pero también con los éxitos y dónde está el límite en las relaciones interpersonales. Sobre el escenario los tres nos mostramos al público desnudos, como tres niños que están buscando llenar su hueco. Somos un coreógrafo, un bailarín y su asistente. Arthur es más psicológico y me enseña los límites naturales, mientras que Melania trata de buscar el equilibrio entre nosotros dos.

¿Se va a sentir el espectador como un voyeur?

Muchísimo. En nuestros experimentos surge mucho la sensación de estar presentes en un lugar donde no deberían.

En el Teatro Francisco Rabal, de Pinto, habéis construido un público recurrente, con el que dialogáis después de presentar los procesos. ¿Qué os aporta ese retorno?

Las compañías no lo tienen fácil para explorar elementos escénicos, normalmente trabajan en un estudio, así que estamos muy agradecidos por poder contar con una residencia en un teatro para poder desarrollarnos. Los encuentros con el público son las primeras presentaciones de nuestro discurso a un ojo externo. Los asistentes a Exprímeme nos contaron que les estábamos rompiendo los esquemas. No entendían si lo que sucedía era parte del espectáculo o una ruptura. Nos brindan una información  increíble.

ESPECIAL DANCE FROM SPAIN 2022

Cover DFS 2021
Descargar

Revista MTD Legacy, Academia de Teatro y Danza de la Universidad de las Artes de Ámsterdam 

Cover DFS 2021
Descargar

SUSCRÍBETE AL BOLETÍN

 

Suscríbete a susyQ

¡Y recibe la revista en tu casa!
Puedes pagar con Paypal o con  tarjeta de crédito:
 

Suscripcion SusyQ

 

Danza News

40 TEMPORADA BBVA / LAFACT

fact22

DANZA EN TERRASSA 

Se ha presentado hoy la 40 Temporada BBVA de Danza, de LaFACT, que a lo largo de 2023 traerá entre otros, al Ballet Béjart y al Ballet Nacional de Cuba. Te lo contamos todo…

Leer más...
 

FUNDACIÓN CASTELL DE PERALADA

botis

BOTIS SEVA SE HACE CON EL PREMIO CARMEN MATEU

El joven creador británico, procedente de las danzas urbanas, ganó el certamen que le da la oportunidad de crear una obra con Acosta Danza, que se verá en el Festival de Peralada 2024. Lee más…

Leer más...
 

DANZA & AUDIOVISUAL

zinetika22

VUELVE ZINETIKA 

Desde mañana y hasta el 04 de diciembre se celebra en Pamplona, Donostia y Bilbao la séptima edición de este festival de danza y audiovisual. Te lo contamos…

Leer más...
 
Volver